Caja de cambios de automóvil

 

A partir del 1º de junio inicia vigencia el nuevo reglamento de tránsito en Finlandia, el que hace hincapié en que los vehículos sirven para trasladar personas y cosas de un lugar a otro por lo que cualquier acto de molestia se considera una infracción.

Partiendo de este principio que incluye a todo tipo de vehículo automotor -automóviles, camiones, motocicletas, tractores- se establece que cualquier uso adicional al transporte es más o menos innecesario por lo que se sancionará en todo en país, y ya no solo en las ciudades, cualquier conducción “innecesaria y molesta”.

Así, a partir de junio los agentes de tránsito deberán decidir cuando la conducción es innecesaria y actuar en consecuencia, ya sea advirtiendo al conductor o imponiendo multas de hasta 100 euros como lo permite la nueva ley de tránsito.

El inspector en jefe Tuomo Katajisto, encargado de la instrucción a los agentes de la nueva legislación en la Universidad de la Policía, acepta que la redacción de la ley no es muy buena y que no proporciona una clara definición de lo que debe entenderse por conducción innecesaria o molesta.

“A lo que se refiere es al tipo de conducción que no va a ninguna parte. Es más un pasatiempo, manejar lenta y repetidamente sobre las mismas calles”, dijo el inspector.

El conducir varias veces por un mismo lugar es identificado por la policía como joyriding y se define por las veces que un vehículo pasa por un mismo lugar lo que, usualmente, se ha determinado que tres es suficiente.

“La Constitución garantiza la libertad de movimiento, pero los habitantes tienen el derecho de no ser molestados y eso también está protegido en la ley”, aclaró el funcionario.

El tema del ruido es cosa aparte. Según el Instituto Nacional de Salud y Bienestar de Finlandia cientos de miles de personas son afectadas diariamente por el ruido de los vehículos, y esto no incluye el radio a alto volumen.

Pese a que se sanciona la molestia por ruido, los policías de tránsito finlandeses no están equipados con instrumentos de medición de ruido por lo que frecuentemente actúan como árbitros cuando se presenta una queja, aunque hay causas comunes que se pueden identificar.

“Frecuentemente los mofles de los vehículos han sido modificados para que el auto suene más deportivo. Por otro lado, un auto cruzando una silenciosa calle suficientes veces puede ser percibido por muchas personas como un ruido molesto”, explicó el inspector Katajisto.

Por su parte, el inspector Konsta Arvelin del Consejo de la Policía Nacional apunta que la nueva ley de tráfico también ha tomado en cuenta los principios de protección ambiental establecidos en la Constitución. Por lo tanto, al momento de infraccionar a un conductor, los policías deben tomar en cuenta las emisiones de los motores y la contaminación por ruido para determinar que tipo de uso es necesario y cual innecesario.

Posiblemente de estas nuevas previsiones escapen los vehículos híbridos y eléctricos cuyos motores son sustancialmente más silenciosos que los que usan gasolina o diésel. Claro, eso siempre que los conductores no supongan que todos los demás quieren escuchar la música que ellos están oyendo.

Más información yle.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net