Reloj

 

El juez Weldon Korir del Tribunal Superior de Kenia desechó la semana la petición presentada por la Sociedad de Abogados de Kenia, LSK por sus siglas en inglés, para anular el decreto presidencial que impone un toque de queda.

La decisión de imponer un toque de queda en todo el territorio del país africano de 7 de la tarde a 5 de la mañana del día siguiente, fue firmado por el presidente Uhuru Kenyatta desde el mes de marzo como una medida para tratar de evitar la propagación del COVID-19 en su territorio. Se trata de una medida que junto con otras, como la que prohíbe reuniones sociales, estarán vigentes hasta que las autoridades consideren que ya no son necesarias y las rescindan.

La LSK presentó el 30 de marzo la petición de anular el toque de queda argumentando que la policía ha aprovechado la situación para cometer abusos de poder y desatar el terror y violencia sobre kenianos inocentes.

El juez Korir, aunque reconoció que cualquier abuso de poder es inconstitucional, mantuvo el decreto del toque de queda señalando que es una medida precautoria legítima del gobierno para detener el avance del coronavirus y que el gobierno no puede ser criticado por implementar un principio precautorio.

“Este es un momento para permanecer juntos y enfrentar a un enemigo común en la lucha por nuestra supervivencia. Cada uno de nosotros debe involucrarse en la lucha”, dijo el juez Kori al emitir su decisión.

En esta decisión también instruyó al secretario del Gabinete del Interior, CS, Fred Matiang'i para que en la “lista de servicios, personal o trabajadores exceptuados de las previsiones del toque de queda”, se incluyan a los miembros de la LSK y del organismo independiente de supervisión Independent Policing Oversight Authority (IPOA), por considerar que los servicios que prestan son esenciales. De esta forma, otorgó cinco días al secretario del gabinete para modificar la lista y que de esta forma las medidas del toque de queda no apliquen a los abogados.

La creación de esta lista de excepciones al toque de queda ha generado también controversia con los miembros del Parlamento que insisten en que deben ser incluidos ya que las provisiones del toque de queda no les son aplicables. Argumentan que el reglamento de la cámara, House Standing Orders, en su sección 30(2) claramente establece que las sesiones se deben verificar entre las 2:30 de la tarde y las 7:00 de la noche y que el secretario del gabinete no tiene facultades para cambiar los procedimientos de la Asamblea Nacional.

Agregan que la mayoría de las decisiones que debe tomar el Ejecutivo en contra del coronavirus necesitan respaldo legislativo y que ellos deben, por lo tanto, estar en la lista de proveedores esenciales de servicios.

Kenia y Sudáfrica son los dos países africanos con economías más fuertes y los que han reaccionado con prontitud a la pandemia, estableciendo estrictas medidas de restricción a la movilidad de las personas.

La Comisión Económica de la ONU para África estimó la semana pasada que por las condiciones de muchos países del continente, la enfermedad podría cobrar las vidas de entre 300,000 y 3.3 millones de personas si no se toman las medidas pertinentes.

Más información allafrica.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net