Imprimir
Hamburguesa con papas

 

El lunes de esta semana iniciaron las audiencias del caso presentado en Sídney, Australia, por la empresa de hamburguesas estadunidense In-N-Out Burger en contra de la empresa local Hashtag Burgers que opera los restaurantes Down N' Out, a la que acusa de dañar su “legendaria reputación” haciendo uso indebido del prestigio de su marca y de su marca registrada.

Las acusaciones se presentaron ante un tribunal federal en Sídney en octubre de 2017 por la empresa estadunidense que acusa al restaurante australiano Down N’ Out, que opera locales en Sídney, de estar haciendo uso del nombre, logo y ciertos aspectos de In-N-Out, copiando todo, incluso el ofrecimiento de un “menú secreto”.

Abriendo su exposición sobre el caso, el abogado Chris Burgess de In-N-Out Burger declaró a la juez Anna Katzmann que In-N-Out fue fundado en 1948 y que se trata de “una cadena con renombre mundial” que opera más de 300 locales en los Estados Unidos. Se trata de una cadena de comida rápida que se enfoca, dijo, en la alta calidad de los ingredientes y que “cada papa a la francesa es cortada a mano”.

El abogado Burgess señaló que Down N’ Out se había montado en el éxito de la cadena estadunidense engañando a los consumidores australianos al hacerles creer que se trataba de la misma cadena porque muchos australianos que viajan a los Estados Unidos conocen los restaurantes In-N-Out. (La juez Katzmann aprovechó esta declaración para decir que en lo personal, cuando viaja a los Estados Unidos, evita la comida “americana”).

El abogado también señaló que la cadena administró brevemente algunos locales en ciertas ciudades australianas en 2012 y que el renombre existente se reflejó en las largas colas que los consumidores hacían. Dijo que después de este éxito se creó el restaurante australiano en 2017.

Por su parte, Hamish Bevan, abogado de Hashtag Burgers declaró que como In-N-Out no conduce negocios de comida en Australia, en realidad no hay nada que proteger.

Además, señaló que entre las dos cadenas de restaurantes existen numerosas diferencias que incluyen también el diseño de los locales e hizo aceptar al vicepresidente de operaciones de In-N-Out Burger, Denny Warnick, quien viajó de Estados Unidos sólo para presentar testimonio, que una de esas grandes diferencias radica en que en el papel en que se envuelven las hamburguesas en In-N-Out se encuentran impresas citas bíblicas. Se trata de una práctica que empezó en la década de los años 80 cuando el propietario de la cadena, Rich Snyder, quiso “compartir su fe” de no una forma no intrusiva.

Las audiencias del caso continuarán hasta el miércoles y se fijará una fecha posterior para que la juez Katzmann dicte sentencia sobre el interesante caso.

Más información smh.co.au

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net