Persona encarcelada

 

Después de la detención de Julian Assange en la embajada de Ecuador en el Reino Unido, ha comparecido ante los tribunales para hacer frente, por un lado, a las consecuencias de violar su libertad condicional y, por el otro, para enfrentar el proceso de extradición promovido por Estados Unidos.

En cuanto a la violación a las condiciones de libertad condicional impuestas por la justicia británica sobre una orden de extradición a Suecia para responder por unos delitos sexuales supuestamente cometidos en Estocolmo que fueron archivadas por no poder avanzar en la investigación, Assange fue condenado a 50 semanas de prisión.

El australiano compareció ante la corte de Southwark para escuchar la sentencia, después de que otro tribunal le hubiera declarado culpable el pasado 11 de abril, tras haber sido detenido en la embajada ecuatoriana en Londres, donde residió refugiado durante casi siete años.

Al dar a conocer la sentencia, la magistrada agregó que "al esconderse en la embajada", el 19 de junio de 2012, Assange se había "quitado del alcance -de la justicia-, de manera deliberada, al tiempo que permanecía en el Reino Unido". Con ello, la juez consideró que éste había "explotado su posición privilegiada para incumplir la ley".

Assange ofreció "disculpas sin reservas" alegando que las circunstancias generadas por la persecución de Estados Unidos lo obligaron a tomar decisiones

En cuanto a la solicitud de extradición, Assange compareció por videoconferencia desde la prisión de Belmarsh ante la Corte de Magistrados de Westminster  en Londres, para iniciar el proceso sobre su extradición a Estados Unidos.

Consultado por la corte de magistrados si estaba de acuerdo con ser extraditado a Estados Unidos, Assange dijo que no accedía al procedimiento. Dijo que no deseaba ser entregado por "haber hecho un periodismo que ha ganado muchos premios y ha protegido a muchas personas".

Estados Unidos reclama a Assange por los miles de documentos secretos que hizo públicos a través de WikiLeaks y le acusa de conspirar para forzar el acceso a computadoras, lo que puede implicar hasta cinco años de cárcel.

Ben Brandon, el abogado del gobierno de Estados Unidos, presentó detalles sobre el caso de Estados Unidos contra Assange en la corte de magistrados y dijo que los cargos estaban relacionados con uno de las mayores violaciones de información en la historia de su país.

La corte fijó una próxima audiencia para el 30 de mayo para tratar asuntos de procedimiento judicial y los temas más sustanciales serán abordados el 12 de junio. La decisión sobre la extradición se producirá en algunos meses, dijo el tribunal.

Por lo pronto, Assange se encuentra en aislamiento solitario, debiendo permanecer en su celda 23 horas al día con una hora fuera. Sus representantes han impugnado estas condiciones de prisión preventiva.

Más información the guardian.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net