Mazo judicial

 

Un nacional de Bangladesh será deportado de Dubái por haber falsificado un boleto de estacionamiento para evitar pagar 2 dírhams, equivalentes a poco más de 54 centavos de dólar.

El caso fue procesado el jueves de la semana pasada ante el Tribunal de Primera Instancia de Dubái, durante el cual se escuchó el testimonio del inspector de la Oficina de Caminos y Transporte de Dubái. Esta oficina regula y administra, entre otros, los estacionamientos públicos en el emirato respecto de los cuales existe un sistema de categorías y zonas según el cual es el monto por pagar por tiempo. Los viernes el estacionamiento es gratuito y se expiden permisos de estacionamiento gratuito en ciertos casos.

El inspector narró que el pasado mes de marzo, durante una inspección de rutina en un estacionamiento del suburbio de Al Nakheel, notó en el parabrisa de un automóvil un boleto de estacionamiento sospechoso ya que tenía el código de una zona diferente.

“En ese momento el conductor llegó y le pedí que me entregara el boleto. Estaba falsificado, así que llamé a la Policía de Dubái”, declaró el inspector de 49 años.

Efectivamente, el tenedor del boleto había falsificado la fecha del boleto cambiando el 3 por el 5 de marzo para evitar pagar los 2 dírhams de estacionamiento.

El acto imprudente (y avaro) del bangladesí de 44 años fue sancionada con tres meses de prisión suspendida y, como toda sentencia dictada a extranjeros, una vez cumplida sigue la deportación del individuo por no haber respetado el sistema jurídico del emirato. Esta sanción es un ejemplo de un sistema con una política de cero tolerancia.

Más información gulfnews.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net