Bandera del orgullo gay

 

Un juez de Hong Kong que está revisando la petición para la celebración de uniones civiles para integrantes de la comunidad LGBTQ rechazó la petición de la iglesia católica y de otras asociaciones religiosas para intervenir en el proceso como partes interesadas.

Actualmente, Hong Kong no reconoce las uniones de personas del mismo sexo ni bajo la forma de uniones civiles o sociedades de convivencia y sólo permite extender visas conyugales a parejas del mismo sexo que han celebrado sus uniones en otros países. Esto gracias a una decisión judicial emitida en 2018.

Los abogados de la diócesis de Hong Kong de la Iglesia católica presentaron una petición al Tribunal Superior para participar en el caso, argumentando que podrían dar una visión más completa del matrimonio cristiano frente a una visión parcializada del gobierno secular.

Además, señalaron que este caso podría tener el efecto de “discriminación inversa” con negativos efectos para las iglesias de la Región Administrativa Especial que es la calificación que China otorga a Hong Kong.

A esta petición se unieron otras dos asociaciones conservadoras llamadas Grupo de Familias Católicas de Cuidado en las Escuelas y Sociedad de Verdad y Luz, quienes argumentaron que la decisión podría tener implicaciones futuras en la educación sexual que se imparte en las escuelas.

Otras organizaciones religiosas e iglesias más liberales también solicitaron permiso para intervenir como partes interesadas argumentando que si se concedía voz a la iglesia católica también debía concedérseles voz a ellos para exponer sus argumentos a favor del matrimonio igualitario y uniones civiles entre personas del mismo sexo.

Después de haber escuchado las peticiones, el juez Anderson Chow Ka-ming las rechazó: “Debe enfatizarse que el tribunal no puede arbitrar en asuntos sociales, morales, religiosos o teológicos y no decide sus casos con fundamento en estas consideraciones”.

“El papel aprobado del tribunal…es determinar la aplicación basado estrictamente en consideraciones legales”, concluyó el juez.

El caso que se resuelve fue presentado por una lesbiana identificada como MK quien expone que la falta de oportunidad para unirse con su pareja en una unión civil es violatoria a sus derechos a la privacidad y a la igualdad, protegidos por la Ley Fundamental y la Ordenanza sobre la Declaración de Derechos.

También se presentó ante el tribunal como parte interesada Joanne Leung Wing-yan, una mujer transgénero quien dijo a través de su abogado Timothy Parker que la legislación actual le impide contraer matrimonio con una mujer, lo que afecta sus derechos. El juez Chow negó también esta petición señalando que, aunque su caso proporcionaba una perspectiva única, “ella ya ha hecho su elección y goza el derecho de vivir y ser reconocida en su género asumido”.

Así, el juez señaló que Joanne Leung Wing-yan no tiene impedimentos diferentes a los de MK ni había estado casada con una mujer antes de su cambio de género que hubiera llevado a la anulación de ese matrimonio

El recurso en contra del gobierno fue presentado por MK en junio de 2018 y se espera que sea escuchado el próximo 28 de mayo. De ganarlo será un significativo avance en el reconocimiento de derechos para la comunidad LGBTQ en Hong Kong, aunque es de esperarse que en ese caso se presente una apelación.

Más información scmp.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net