Para los abogados en Estados Unidos, y quizá en el mundo, es un día histórico, ya que el juez que llevó el caso, autorizó al equipo de abogados que demandó por el fraude de Enron, el cobro de sus honorarios por $688 millones de dólares.

Los abogados de Coughlin Stoia Geller Rudman & Robbins demandaron a los ex banqueros de Enron, entre ellos Bank of America, JPMorgan Chase y Citigroup y ganaron para sus clientes, accionistas de la empresa perjudicados por el fraude, la cantidad de 7.2 mil millones de dólares que será repartida entre ellos de acuerdo a diversos factores, pero se calcula que quienes compraron acciones entre septiembre 9 de 1999 y diciembre 2 de 2001, recibirán un pago de $6.79 por acción común y hasta $168.50 dólares por acción preferente.

Es un caso tan grande que los inversores que demandaron, tenían a su vez abogados que los representaba ante la firma de Coughlin y algunos de ellos se quejaron ante el juez por la manera de repartir el dinero y por el monto de los honorarios del despacho principal. Sin embargo el juez determinó que su decisión era justa.

Dentro de este caso, hay otros demandados como Merrill Lynch, Credit Suisse First Boston y Barclays Bank.que no llegaron a un acuerdo por lo que siguen en juicio. Así que todavía falta dinero por correr en este caso que ha sido sumamente largo y complicado.

 

Fuente Timesonline

www.miabogadoenlinea.net