El Tribunal de Empresa de Bruselas ha confirmado que el servicio prestado por la plataforma de vehículos de alquiler con conductor Uber en la capital de Bélgica es ilegal. Conforme con la sentencia, sólo podrán prestar este tipo de servicio aquellos conductores que dispongan de una licencia expedida por las autoridades locales para operar un taxi con su correspondiente rótulo luminoso en la parte superior del vehículo.

La sentencia, en concreto, considera ilegales los servicios de transporte realizados por "conductores que no disponen de la autorización prevista en el artículo 3 de la ordenanza del 27 de abril de 1995, con independencia de la designación del servicio implicado por Uber", según recoge el texto de la misma.

De continuar operando, Uber se enfrenta a la posibilidad de tener que pagar una multa que puede ir de 10,000 euros hasta un máximo de un millón de euros.

La plataforma Uber afirma que la sentencia no tiene un impacto inmediato en sus actividades en Bruselas porque “no es una decisión determinante, sino informativa".

Uber lamenta que esta resolución no haya sido más precisa en cuanto a la diferencia que existe entre los servicios de UberPop y de Uber X.

Según la plataforma, UberPop, que fue declarada ilegal en 2015, ponía en contacto a los usuarios de la aplicación con conductores no profesionales, mientras que Uber X lo hace con profesionales que sí disponen de las licencias necesarias.

El abogado de la empresa en Bélgica, Etienne Kairis, insistió en que el juez no ha decidido si debe hacerse distinción entre UberPop y Uber X y destacó que “no hay razón para parar (las actividades) de Uber X”.

Más información publico.es

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net