Elefantes caminando

La fiscalía de Hannover, Alemania, ha concluido que los guardianes de un zoológico no maltratan a los elefantes, pese a que en un video tomado se muestra que utilizan ganchos y golpes para dominar a los animales y hacerlos que hagan ciertos actos circenses para los visitantes.

La denuncia fue presentada a partir de un video grabado por la organización defensora de animales PETA y transmitido por la televisora alemana ARD el pasado mes de abril. Las escenas filmadas son fuertes y muestran como los guardianes abusan de los elefantes más jóvenes.

Así, en una toma se aprecia que uno de ellos arrastra a un elefante bebé por el cuello hasta que el animal llora y en otra, un elefante que trata de escapar es alcanzado por dos guardias que lo amenazan con ganchos. Mediante amenazas y gritos logran que el animal regrese al círculo y se siente.

Por el escándalo que el video generó, se inició una investigación de la fiscalía que esta semana ha concluido que no hay suficiente evidencia que sostenga que el trato que se da a los animales es cruel o contrario a la ley de protección animal y que, en su caso, los métodos usados son para el propio bienestar de los elefantes. Explican lo anterior diciendo que este tipo de trato directo es necesario para cortar las uñas de las patas y revisar las plantas para verificar que no han contraído infecciones.

Además, los fiscales concluyeron que mientras los elefantes pueden haber sentido dolor cuando se usaron los ganchos, no hay evidencia de que esto lleve a sufrimiento a largo plazo. Así, dicen no haber encontrado evidencia de que los animales mostraran signos de trauma, timidez hacia los humanos o deseo de escapar.

Los métodos mostrados en el video fueron criticados en ese momento por el profesor Manfred Niekisch, director del Zoológico de Frankfurt, quien en entrevista a la televisora dijo que el método de entrenamiento por contacto directo es una práctica en desuso.

“Los golpes y las cadenas son cosa del pasado, cuando la gente pensaba que debían dominar a los animales”, declaró el profesor Niekisch. “Ahora sabemos que es mucho mejor para el animal y para el visitante si los elefantes se comportan como lo harían en la naturaleza”.

Si bien no habrá persecución legal, el video sirvió para que el Zoológico de Hannover también decidiera cambiar su método hacia los elefantes y han empezado a reacondicionar el espacio para que el contacto con los elefantes sea mínimo.

Más información thelocal.de

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net