Mazo judicial

La esposa de un abogado de derechos humanos detenido el año pasado durante un operativo del gobierno en que fueron detenidos más de 300 abogados especializados en la defensa de los derechos humanos, presentó una apelación ante los tribunales de la ciudad de Tianjin en contra de la decisión que desecha su petición de demandar a los abogados designados por el gobierno para representar a su esposo.

Se trata de un importante y delicado caso que no solo involucra a esta mujer, Wang Qiaoling, esposa del abogado Li Heping, sino a otras esposas y familiares de abogados detenidos que piden su derecho a nombrar a los abogados que representan a sus esposos y familiares en los procesos derivados de las detenciones de lo que ahora se conoce como el operativo “709” tras la fecha de los primeros arrestos del 9 de julio de 2015.

Si bien muchos de los más de 300 abogados detenidos durante ese operativo del gobierno chino ya han salido en libertad, muchos otros enfrentan proceso por causas que no son del todo claras. Han estado detenidos desde que fueron arrestados entre julio y septiembre de 2015 y se les ha negado el derecho de nombrar a sus abogados defensores y en su lugar se le ha nombrado defensor de oficio.

Wang Qiaoling quiere demandar a los abogados Wen Zhisheng y Guo Ming nombrados por el gobierno para representar a su esposo.

“La corte ha aceptado mi solicitud de apelación para revisar la decisión del tribunal de rechazar mi solicitud inicial de demandar a los abogados nombrados por el gobierno”, declaró Wang al South China Morning Post.

“Lo que sigue puede involucrar tiempo y otros asuntos procedimentales, pero podemos terminar con nada. Solo nos queda esperar y ver”, concluyó.

Otro caso es el del abogado Wang Quanzhang. A su esposa, Li Wenzu le dijeron a principios de año que su esposo había dicho que no requería representación legal, pero ella duda de esta decisión.

Por su parte, la profesora Chen Guiqiu, casada con el abogado Xie Yang, está en el proceso de bloquear a un abogado que ha obtenido el permiso del gobierno para representar a su esposo, pero sin su consentimiento.

Derivado de las detenciones del operativo 709, en agosto pasado empezaron las primeras audiencias y se dictaron también las primeras sentencias.

Así, se dictó una sentencia de tres años suspendida al activista cristiano Gou Hongguo; el director del despacho de abogados de Pekín, Zhou Shifeng, fue sentenciado a 7 años de prisión por subversión; Hu Shigen, líder de una iglesia clandestina, fue sentenciado a siete años y medio de prisión; y, el activista Zhai Yanmin recibió una sentencia de prisión de tres años, suspendida por cuatro años.

El operativo 709 ha sido sumamente criticado por las múltiples violaciones al debido proceso durante las detenciones y después, como se aprecia en el caso presentado por Wang Qiaoling.

Más información scmp.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net