Zapatos de tacón Louboutin con suela roja

La Novena Corte Mercantil de Apelaciones de Moscú, Rusia, falló esta semana a favor de la empresa francesa de calzado y cosméticos Louboutin, distinguible por las suelas rojas de sus zapatos de tacón, que demandó a cuatro empresas rusas por vender perfumes falsificados, haciéndolos pasar como originales.

La demanda fue presentada por Louboutin en agosto de 2015 ante una corte mercantil de Moscú, en contra de las empresas InterPrestige Group, InterLuxParfum, Image Parfum y Klementina. Esta corte de primera instancia falló a favor de la empresa francesa y ordenó a las cuatro empresas demandadas pagar como compensación por daños a Louboutin 24.3 millones de rublos, equivalentes a US$286,000 y les prohibió continuar con la comercialización de los perfumes falsificados.

InterPrestige Group, InterLuxParfum, Image Parfum y Klementina presentaron una apelación en la que argumentaban que los perfumes que vendían eran importados legalmente y que sus marcas en nada se parecían a las de Louboutin, solicitando a los magistrados que revirtieran la sentencia de primera instancia.

Lejos de lo anterior, los magistrados de apelaciones decidieron sostener el fallo de primera instancia por lo que estas empresas rusas deberán pagar lo ordenado, además de dejar de vender los perfumes motivo de la controversia.

Esta es otra victoria que Louboutin se anota en los tribunales, pero la más importante, quizá, es la que les concedió el derecho de protección de marca de las vistosas suelas rojas de sus zapatos. Se trata de una decisión emitida por una corte de apelaciones, pero en los Estados Unidos, y que llama la atención porque difícilmente se concede como derecho de marca el registro de un solo color.

Este caso fue llevado ante una corte federal en los Estados Unidos por Christian Louboutin en contra de Yves Saint Laurent después de que YSL hubiera presentado en 2011 una colección cuatro modelos de zapatos de color rojo, suela incluida. Louboutin acusaba a su competidora de plagio de marca.

En agosto de 2011, el juez federal Víctor Marrero negó sus pretensiones a Louboutin bajo el argumento de que la Corte Federal que el color rojo no se puede registrar porque solo es un color. La negativa se fundamentó en la doctrina de la funcionalidad estética según la cual no se puede proteger algo, por muy bello y original que sea, que no sea una novedad, lo que hace que los diseños de modas sean difícilmente registrables, salvo que se trate del registro de una marca que los identifica. Tal es el caso del característico diseño de Burberry que está protegido como marca porque es lo que los identifica.

Durante el proceso, Louboutin argumentó a su favor que las suelas color rojo son su identificación y que por tanto es una marca, pero el juez Marrero resolvió que no se podía aplicar como marca el color rojo de las suelas porque en moda, el color rojo es siempre funcional y registrarlo como marca no permitiría que los demás diseñadores lo usaran, impidiendo así la libre competencia.

En apelaciones, sin embargo, se llegó a otra conclusión estableciendo que en el caso de Louboutin el color rojo de las suelas equivale a una marca y por tanto merece ser protegida, con la salvedad de que sólo es marca cuando el color rojo de las suelas contrasta con el color del resto del zapato.

Por lo anterior, como los zapatos de la colección de YSL eran rojos, los mismos podían seguir siendo comercializados sin ningún problema.

Este caso es importante en el registro de marcas en el mundo de la moda porque permite a los diseñadores registrar ciertas características de sus diseños, aunque se trate de un solo color, siempre que les encuentren un segundo significado.

Más información fashionlaw.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net

Imagen de Wikipedia.com