Imprimir
Olivia Newton-John

 

Olivia Newton-John, recordada por muchos como Sandy en la película Vaselina, sostuvo una relación amorosa con John Patrick McDermott durante 9 años. Una relación que terminó de manera muy triste cuando en un viaje de pesca él se perdió en el océano. O bueno, al menos eso creyó ella y mucha gente.

 

Cuatro años después se sabe que el desaparecido novio de la cantante no estaba muerto, sino que andaba de parranda precisamente en México, aparentemente en Sayulita en el estado de Nayarit.

 

Todo parece apuntar a que McDermott desapareció para no pagar las deudas por pensión alimenticia que le debía a sus dos hijos, producto de su matrimonio con Ivette Nipar, de quien se divorció.

 

En un comunicado este sujeto pide que lo dejen en paz porque no ha cometido ningún crimen y ha comenzado una nueva vida en otro lugar física y mentalmente.

 

Sus hijos y su ex esposa no deben estar de acuerdo en dejarlo en paz al menos hasta que pague lo que les debe. Y respecto de no haber cometido ningún delito, pues eso lo determinará la justicia estadounidense porque es posible que se configure un fraude al fingir su desaparición. Y las autoridades mexicanas también tienen que decir en la materia porque deberán revisar la situación migratoria de esta persona y la posible presentación de documentación falsa de su parte al internarse al país.

 

Y a la única a quien no le debe estar preocupando la reaparición de este sujeto es a su ex novia, Olivia Newton-John, quien ahora está felizmente casada con John Easterling.

 

Fuente El Semanal Digital

 

www.miabogadoenlinea.net