Después de que en marzo fuera detenido, este miércoles 22 de junio inició en Paris, Francia, el juicio al diseñador, ex jefe de la casa Dior, John Galliano por haber proferido insultos antisemíticos a una mujer en un café parisino.

 

Los hechos ocurrieron en marzo pasado cuando, presumiblemente bajo el influjo de drogas o alcohol, Galliano agredió a su denunciante, Geraldine Bloch, curadora de un museo, con una retahíla de insultos que duró 45 minutos y que incluían críticas a su cabello, medias y vestimenta para terminar diciéndole que amaba a Hitler y que opinaba que sus padres debieron haber sido “gaseados” por los nazis.

 

Se presume que la defensa de Galliano será en el sentido de que está enfermo por su adicción a las drogas y que esa adicción lo llevó a perder el control de sus acciones. Y en ese tenor su abogado manifestó que espera que "se otorgue el perdón a una persona enferma".

 

Galliano ya ha manifestado su arrepentimiento y ha ofrecido disculpas no solo a la mujer que lo denunció, sino también a otra mujer que se sabe ofendió sobre el mismo tema en octubre pasado y espera que una vez terminado el juicio pueda rehacer su vida y su carrera. Recordemos que perdió su empleo en la importante Casa Dior a raíz de estas acusaciones.

 

Galliano está acusado de haber proferido insultos públicos basados en el origen, religión, raza o etnia, lo cual es un delito tipificado por las leyes penales francesas. De ser encontrado culpable podría ser condenado a hasta seis meses de prisión y a pagar una multa de hasta 22,500 euros.

 

Más información BBC

 

www.miabogadoenlinea.net