Después de que la semana pasada la Corte Constitucional italiana declarara que la inmunidad a Berlusconi y altos funcionarios depende del juez que revisa la causa, el premier regresa a los tribunales y a los encabezados de los diarios mundiales.

 

Si bien se le siguen procesos por evasión fiscal y por soborno, el tema que más está dando de hablar es el de Ruby, una mujer marroquí que siendo menor de edad tuvo relaciones sexuales con el todavía primer ministro italiano, y según investigaciones, a cambio de dinero.

 

En un mensaje a los italianos, Berlusconi negó los hechos y declaró que jamás ha pagado por tener relaciones con una mujer, porque eso sería degradante para su dignidad, aunque trascendió que durante sus “fiestas” varias mujeres como Ruby fueron recompensadas con una cantidad de 5,000 euros cada una.

 

Pese a que el Departamento de Estado de los Estados Unidos mencionó las “fiestas salvajes” de Berlusconi, según se reveló  por Wikileaks, el mandatario ha negado esas fiestas declarando que sus reuniones son con personas correctas con quienes departe para dejar atrás el estrés que le ocasiona sus funciones de mandatario.

 

Para Berlusconi estas acusaciones son declaraciones absurdas de la prensa, sin embargo la policía sigue la investigación basado en escuchas telefónicas de los invitados a las fiestas que declaran que Ruby, entonces menor de edad, tuvo relaciones con el septuagenario hombre.

 

Para algunos analistas el mandato de Berlusconi se encuentra a su final, sin embargo, el hombre parece ser como el ave fénix que resurge de sus cenizas una y otra y otra vez. ¿O Ruby sí es su final?

 

Más información Clarín

 

www.miabogadoenlinea.net

 

Pin It