Britney Spears

 

Juez pone fin al programa de asistencia remota por audio porque el audio de la audiencia de tutela de Britney Spears circuló en Internet

Las conmovedoras declaraciones de Britney Jean Spears en la audiencia del 23 de junio, en el que abiertamente dijo que quería que el estado de interdicción al que está sujeta termine, fueron escuchados por el público que se encontraba afuera del juzgado en Stanley Mosk Courthouse, atendiendo a la petición de la cantante de que esas audiencias fueran públicas.

Sin embargo, alguien o algunos grabaron el testimonio que la cantante rindió vía telefónica ante la juez Brenda Penny y la subió la grabación a Internet.

Esto a pesar de que la juez advirtió clara y enfáticamente que la grabación de la audiencia no estaba permitida.

Las Reglas de las Cortes de California de 2019 establecen que en los tribunales locales y estatales no se permite por ningún motivo la grabación de las audiencias judiciales, incluso por miembros de la prensa, sin el permiso previo y por escrito del juez que este viendo el caso.

“Cualquier violación de esta regla o de una orden emitida bajo esta regla es una interferencia ilegal en los procedimientos de la corte y puede ser la base para una orden que ponga fin a la cobertura de los medios, una citación por desacato a la corte, o una orden que imponga sanciones monetarias o de otro tipo según lo dispuesto por la ley”, se establece en las Reglas.

Cuestionada sobre la decisión, la directora de comunicaciones del Tribunal Superior del condado de Los Ángeles, Ann E. Donlan, solo dijo: "Las partes que publican grabaciones no autorizadas de procedimientos judiciales en violación de una orden judicial están sujetas a sanciones y otras responsabilidades potenciales de conformidad con la sección 1209 del Código de Procedimiento Civil de California y otras leyes aplicables”.

La juez Penny, al iniciar la audiencia del 23 de junio, no solo recordó a los que estaban escuchando la existencia de esta disposición, sino que también advirtió sobre hacer publicaciones en redes sociales, y a los que estaban presentes en la sala les dijo que si querían tomar notas lo hicieran con lápiz y papel, y se olvidaran de los dispositivos electrónicos.

Pero pese a la advertencia el testimonio se grabó y circuló por Internet pocas horas después de la audiencia, incluso se publicó en YouTube, pero fue eliminado después de que la corte hiciera un reclamo por violaciones a derechos de autor.

Finalmente, el Tribunal anunció que ya no ofrecerá el Programa de Asistencia Remota por Audio (RAAP, Remote Audio Attendance Program) para escuchar de forma remota los procedimientos de la sala del tribunal, que también detallaba la reversión de otros protocolos COVID-19. “La Corte implementó este programa temporal durante la pandemia reconociendo que puede haber abusos de las órdenes de la Corte que prohíben la grabación, filmación y distribución de los procedimientos. Las violaciones generalizadas por parte del público en un procedimiento judicial reciente destacaron la necesidad de regresar en persona a los procedimientos judiciales abiertos, lo cual es un avance positivo”.

En el caso existe un nuevo panorama porque Samuel D. Ingham III, abogado de Britney Spears, designado por el tribunal desde hace 13 años, renunció a la representación legal, así como el despacho Loeb & Loeb. Si la juez aprueba sus renuncias, estás entrarán en vigencia tras la designación de un nuevo abogado.

Asimismo, la firma financiera Bessamer Trust, que fue nombrada co-tutora del patrimonio de Spears, también presentó su renuncia al cargo, citando como base de ello el deseo de la cantante de que finalice el estado de interdicción.

La próxima audiencia está programada para el 14 de julio, y al menos de que algo suceda que revierta la decisión, ya no se transmitirá.

Más información hollywoodreporter.com/e/thr-esq/

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net