Casco con logo de la NFL

 

La NFL anuncia que en acuerdo de compensación a exjugadores dejará de usar método basado en raza para diagnosticar demencia

Este miércoles, la NFL, órgano regulador del fútbol americano en los Estados Unidos, anunció que dejarán de usar un controvertido método basado en la raza para determinar la demencia de exjugadores que conforme con el acuerdo de 2013, deben ser indemnizados.

En agosto de 2013 la NFL llegó a un acuerdo con los más de 4,500 exjugadores que demandaban a la liga por haberles ocultado información sobre los peligros de salud que a largo plazo representan las múltiples contusiones que los jugadores reciben y que los han llevado a sufrir desde depresión a demencia y otras enfermedades neurológicas. Se trata de un acuerdo que cubre a más de 20,000 exjugadores cuyas reclamaciones deben ser valoradas para determinar si padecen demencia y otras enfermedades neurológicas, el grado de la enfermedad y la cantidad a ser compensada que puede ascender a cientos de miles de dólares.

Para hacer estas evaluaciones la NFL usaba un método basado en el origen étnico de los reclamantes el que dejó fuera de la compensación a cientos o miles de exjugadores negros o afroamericanos (se desconoce la cifra) o que posteriormente rechazó los diagnósticos iniciales. Aunque no se explica el método usado ni el que se va a utilizar en adelante, en la página del National Center for Biotechnology Information, organismo del gobierno de los Estados Unidos, se explica que el deterioro cognitivo es un requisito necesario para el diagnóstico de cualquier demencia. Este deterioro cognitivo se puede determinar mediante pruebas de detección o baterías de pruebas neuropsicológicas más sensibles y extensas que incorporan medidas individuales. Es decir, hay varios medios para llegar al diagnóstico.

El empleo del método usados por la NFL fue puesto a consideración judicial por dos exjugadores que demandaron a la liga por “explicita y deliberadamente discriminar a los jugadores negros al usar diferentes marcadores basados en la raza para determinar la elegibilidad de las compensaciones por demencia". La demanda de Kevin Henry y Najeh Davenport fue rechazada, pero atrajo suficiente atención para que el Congreso pidiera información a la NFL sobre la presunta discriminación de los jugadores negros y se televisara un reportaje sobre este asunto lo que llevó a que una docena de viudas de jugadores presentara al juez que verifica el cumplimiento del acuerdo una petición de más de 50,000 firmas para que se desechen los parámetros de diagnóstico basados en la etnia.

Hasta antes del miércoles la NFL había rechazado usar este tipo de marcadores, pero en la declaración del miércoles finalmente lo han aceptado. “Todos están de acuerdo en que las normas basadas en la raza deben ser reemplazadas, pero no existe una alternativa estándar, y es por lo que estos expertos están trabajando para resolver este problema de décadas”, declaró la liga. “Las normas de reemplazo se aplicarán de manera prospectiva y retrospectiva para aquellos jugadores que de otra manera hubieran calificado para una compensación de no haber sido ser por la aplicación de normas basadas en la raza.”

El reclamo no es solo hacia la liga, sino también al abogado líder del caso, Christopher Seeger, quien representa los intereses de más de 20,000 jugadores, señalado por haber conocido de esta situación desde 2018, pero no haberla abordado. El miércoles el abogado Seeger publicó una disculpa en la que dice que volverá a ganar la confianza de los exjugadores y sus familias.

No se ha dicho cuanto tiempo tomará a la NFL, al abogado Seeger y al panel de expertos el idear un nuevo sistema para evaluar los reclamos de demencia. Hasta ahora, más de 800 millones de dólares en reclamaos han sido aprobados por el administrador del acuerdo por varias enfermedades neurológicas y cognitivas, pero este número podría aumentar considerablemente si se aceptan reclamaciones que originalmente habían sido desechadas.

Se desconoce cuántas reclamaciones de jugadores negros han sido rechazadas ya que la información se ha mantenido confidencial por la NFL y el abogado Seeger. Sobre este tema el abogado declaró que en cuento se apruebe el nuevo método de evaluación, se hará pública esta información.

“Honestamente, creo que es una disculpa a medias”, declaró Lacey Leonard, esposa de un exjugador cuyo diagnostico inicial fue revertido. “Creo que la NFL debe más a los jugadores discapacitados. Es desalentador que en 2021 todavía estemos luchando en contra del racismo sistémico.”

Más información nytimes.com / ncbi.nlm.nih.gov

Miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net