Pinocho

 

Se notifica a cuatro personas que participaron en el fraudulento examen de italiano del futbolista Luis Suárez

La fiscalía de Perugia, Italia, a cargo de Raffaele Cantone, ha notificado a los cuatro sospechosos de haber ayudado en septiembre al club de futbol Juventus y al futbolista uruguayo Luis Suárez a hacer trampa en el examen de dominio del italiano, que la investigación ha concluido. Generalmente esta notificación precede a la presentación de acusaciones.

Se trata de las reverberaciones del fallido fichaje del año pasado de Luis Suárez por el Club de Futbol Juventus. Como el club ya tenía lleno el cupo en la plantilla de jugadores extranjeros, necesitaba que Suárez obtuviera la ciudadanía italiana. Para obtenerla es requisito aprobar el examen de dominio del idioma italiano.

Interrogado por la fiscalía, Suárez aceptó haber recibido un correo electrónico de la profesora Stefania Spina de la Universidad para Extranjeros de Perugia, con las respuestas del examen de italiano, el que, desde luego, aprobó.

Finalmente no se concedió la ciudadanía al delantero del Atlético de Madrid y el acuerdo con la Juventus fracasó y así le fue notificado a Suárez por el directivo del club Fabio Paratici el 14 de septiembre.

Las cuatro personas que han sido notificadas por la fiscalía de Perugia son Giuliana Grego Bolli, ex rectora de la Universidad, el exdirector Simone Olivieri, la profesora Stefania Spina y la abogada Maria Cesarina Turco, que fue la encargada por Juventus para coordinar con las autoridades de la Universidad cómo sería el examen de Suárez.

En septiembre, cuando la fiscalía corroboró las sospechas del fraude en el examen, determinando que Juventus presionó a las máximas autoridades de la Universidad para Extranjeros de Perugia con el fin de acelerar el trámite para la obtención de la ciudadanía italiana por Suárez, la rectora Giuliana Grego Bolli, Simone Olivieri y la profesora Spina, fueron suspendidos para el ejercicio público por 8 meses. En diciembre, la entonces rectora Grego Bolli presentó su renuncia al cargo sin haber presentado apelación a la suspensión, asegurando en esa ocasión que ejercería su "legítimo derecho" de defensa pero como "ciudadana privada, con la conciencia de haber actuado siempre con honestidad y corrección".

En febrero la profesora Spina se declaró culpable del fraude a cambio de que la fiscalía pida para ella un año de prisión suspendida.

El escándalo alcanzó incluso a la ministra de Transportes de Italia, amiga de infancia de Fabio Paratici de Juventus, quien negó haber cometido "algún delito" en relación con el examen. "Lamento haber sido involucrada, no hice nada más y nada menos que intentar entender cómo se podía completar un pedido de ciudadanía online", explicó De Micheli a los medios.

En torno de este caso la fiscalía también interrogó a Andrea Agnelli, presidente de Juventus, al director deportivo, Fabio Paratici, y al abogado del club, Luigi Chiappero. De momento ninguno de ellos ha sido acusado por el fraude del examen.

Todo parece indicar que los únicos perjudicados por este fraude han sido los académicos de la Università per Stranieri di Perugia, fundada en 1921, y la abogada nombrada por Juventus, mientras Luis Suarez brilla en el Atlético de Madrid y recibe ofertas de contratación de clubes como el Liverpool de la Liga Premier de Inglaterra y del Inter de Miami de la liga de los Estados Unidos, y los directivos del Juventus siguen en sus puestos, solo sacudidos esta semana por el asunto de la polémica Super Liga de Europa con la que el club se había comprometido.

Más información ansa.it

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen de Roland Schwerdhöfer en Pixabay