Mural de Diego Rivera

 

Se inicia declaratoria de sitio de interés del mural de Diego Rivera en el Instituto de Artes de San Francisco

Por unanimidad de votos, el Consejo de Supervisores de la ciudad de San Francisco, California, aprobó iniciar el proceso para que el mural de Diego Rivera que está en el edificio propiedad del Instituto de Arte de San Francisco, SFAI por sus siglas en inglés, sea declarado lugar de interés.

La declaratoria se refiere al mural The Making of a Fresco Showing the Building of a City, comisionado al muralista mexicano en 1931 por el entonces presidente del SFAI, William Gerstle. La obra muestra a pintores, obreros, arquitectos e ingenieros construyendo una ciudad y pintando un mural y que muestra al mismo Rivera de espaldas sosteniendo una paleta y una brocha.

Esta obra está al interior del edificio en Chestnut Street, propiedad del SFAI y que fue declarado en el pasado edificio de interés. Esta declaratoria no impide que sus propietarios vendan, pero hace necesario que sigan otros trámites como obtener autorización de la Comisión de Preservación Histórica de la ciudad.

Como el mural se localiza al interior del edificio Chestnut, la declaratoria de sitio de interés no lo alcanzaba. Frente a los problemas financieros que el Instituto de Arte está enfrentando y sus proyectos de vender el mural valuado en 50 millones de dólares para liquidar una deuda de 19.7 millones de dólares, las autoridades de la ciudad de San Francisco se vieron movidos a iniciar el procedimiento de declaratoria.

“Hay mucho dinero en esta ciudad”, declaró Aaron Peskin, miembro del Consejo de Supervisores por el distrito en el que se localiza el campus Chestnut del SFAI y promovente de la iniciativa de declaratoria. “Hay mejores maneras de que salgan de sus desastre que un precipitado esquema de vender el mural.”

Con planes de ampliación, un crédito solicitado y una baja en las matrículas, el SFAI entró en un esquema financiero que lo tiene sumido en una gran deuda por lo que en julio un banco anunció la venta de los bienes del Instituto, incluido el edificio de la calle Chestnut, el mural de Rivera y otros 18 trabajos artísticos. En octubre el Consejo de Regentes de la Universidad de California compró la deuda y firmó un nuevo acuerdo con el Instituto en el que le otorga seis años para recomprar la propiedad. De no hacerlo, la Universidad de California tomará posesión de las instalaciones.

El SFAI se opuso a la declaratoria y durante la audiencia del lunes, previo a la votación, la presidente del consejo del Instituto de Arte de San Francisco, Pam Rorke Levy, dijo que declarar el mural como lugar de interés en este momento en que la venta no es inminente, “privaría al SFAI de su principal y más valioso bien.”

El mes pasado, sin embargo, Pam Rorke Levy presentó al consejo del Instituto dos opciones de compra. Por un lado la del cineasta George Lucas para el Museo Lucas de Arte Narrativo que está siendo construido en Los Ángeles. (Se había considerado construirlo en Chicago, pero se presentó oposición al sitio designado). Por el otro, el Museo de Arte Moderno de San Francisco. Ninguna de estas dos instituciones ha confirmado sus intenciones de compra.

A la venta del mural se han opuesto también exalumnos, algunos de los cuales en el pasado hicieron una importante recaudación de fondos para ayudar a su alma mater a salir del problema financiero.

Con la declaratoria de sitio de interés se protege esta importante obra del muralista mexicano que ha servido de inspiración a los alumnos de arte que han recorrido los pasillos del Instituto de Arte de San Francisco.

Más información nytimes.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen de sfai.edu