Pelota de beisbol

 

Juez envía demanda colectiva de los fanáticos del béisbol promovida contra Ticketmaster y StubHub a arbitraje

La juez de distrito estadounidense del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Central de California, Dale Fischer, concluyó que los términos del servicio de Ticketmaster y StubHub con los que los usuarios interactúan mientras inician sesión en el sitio y compran boletos son suficientes y constituyen un consentimiento mutuo para un acuerdo de arbitraje.

Citando una decisión inédita del Noveno Circuito en otra disputa que involucra a Ticketmaster, Fischer señala que los términos de uso del sitio “proporcionaron suficiente información para el consentimiento tácito y, por lo tanto,” crearon “un acuerdo de arbitraje vinculante entre el consumidor y Ticketmaster”. El tribunal arriba a la misma conclusión en la moción de StubHub .

El caso inició en abril de este año, cuando fanáticos del béisbol descontentos con las políticas de reembolso de boletos de COVID-19 presentaron una demanda colectiva en contra de la Oficina del Comisionado de Beisbol de los Estados Unidos que opera como la Major League Baseball (Liga Mayor de Beisbol), en contra de cada uno de los equipos que participan en la misma, StubHub, Live Nation y su subsidiaria Ticketmaster, para que reembolsen a los fanáticos el costo de los boletos comprados por adelantado.

"Como los estadios permanecen vacíos en el futuro previsible, los fanáticos del béisbol están atrapados con boletos costosos e inutilizables para juegos que no se pueden jugar en medio de esta crisis económica", escribe el abogado David Azar en la denuncia. "Con el pretexto de 'posponer' juegos, según la directiva de MLB, los equipos y los vendedores de boletos se niegan a emitir reembolsos por juegos que no se jugarán según lo programado, si es que alguna vez se jugarán; y, si se juega algún juego este año, es casi seguro que se jugarán sin espectadores ".

La demanda proponía dos clases, una para las personas que compraban boletos de temporada regular directamente a los equipos y otra para quienes los compraban en el mercado secundario.

Tanto Ticketmaster como StubHub respondieron a la queja con una moción para obligar al arbitraje, argumentando que cualquiera que comprara boletos a través de sus sitios aceptaba que cualquier disputa sería resuelta por un árbitro.

Mientras tanto, 25 de los equipos que tienen su sede fuera de California y tres equipos dentro del estado de los cuales los demandantes no alegan ninguna compra directa de boletos (los Dodgers de Los Ángeles, los Angelinos de Anaheim y los Padres de San Diego) han presentado una moción para desestimar la queja por falta de jurisdicción y ridiculizan la denuncia como "el último ejemplo de litigio 'que se presentó apresuradamente en un intento de capitalizar la pandemia de coronavirus' y 'está plagado de defectos'".

Los Oakland Athletics y San Francisco Giants presentaron una moción para desestimar por no presentar un reclamo procedente o, alternativamente, obligar a un arbitraje basado en los términos de servicio de sus sitios.

Una audiencia sobre las mociones está programada para el 5 de octubre.

Más información hollywoodreporter.com/thr-esq

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net