Símbolo de piratas

 

La opciones para ver contenido en línea legalmente se han multiplicado y aún faltan servicios por venir. Pero en Suecia, aunque aumentan los suscriptores a servicios como Netflix, el volumen de personas que visitan sitios piratas se mantiene constante en alrededor del 20% de la población.

Cuando había pocos, o ninguno, servicios legales disponibles para transmitir películas y programas de televisión a través de Internet, los sitios piratas tenían un dominio virtual en todo el mercado. La teoría suponía que cuando los grupos de la industria del entretenimiento se unieran para hacer que su contenido fuera accesible y a un precio razonable las visitas a sitios piratas naturalmente disminuirán.

Sin embargo, de acuerdo con el grupo anti-piratería Rights Alliance, la disponibilidad de servicios legales y, de hecho, una mayor captación de estos entre el público no ha tenido un mayor efecto en el número de personas que usan los servicios "piratas".

"Desafortunadamente, no vemos una reducción en el uso ilegal", declaró la abogada de Rights Alliance, Sara Lindbäck. "En Suecia las tasas de piratería son mucho más altas que en los países nórdicos vecinos. Estamos en aproximadamente el 20%, por lo que uno de cada cinco suecos utiliza un servicio ilegal".

La gran pregunta es por qué sigue dándose el fenómeno. Lindbäck señala que una de las razones puede ser que los sitios de transmisión pirata son esencialmente gratuitos, pero también hay otros problemas, particularmente en el caso de las películas.

El mercado legal presenta debilidades que los sitios piratas explotan, por ejemplo, el tiempo que tarda en hacerse un estreno accesible al público a través de las distintas plataformas, lo que significa que los sitios piratas son la única opción para ver antes, de forma gratuita, el contenido más reciente, lo que mantiene a la piratería vigente, incluso mientras las personas también se suscriben a servicios como Netflix.

Un porcentaje muy alto de piratas en Europa también son consumidores de contenido legal, lo que significa que las mejores opciones legales deberían significar que las personas recurran menos a la piratería. En Suecia, también parece haber una situación en la que las personas están felices de comprar y piratear al mismo tiempo, complementando con la piratería lo que desean consumir y no pueden hacerlo de forma legal.

El panorama no se ve que vaya a mejorar, cuando las plataformas de streaming se multiplican. Difícilmente el consumidor de contenidos promedio podrá contratar todas las plataformas, por lo que el mercado pirata tiene un incentivo más a su favor, mientras que el mercado legal tendrá usuarios itinerantes, que emigren de una plataforma a otra para ver el contenido que les interesa.

Más información torrentfreak.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net