Decomisan en San Diego más de 300 piezas de arte de marfil

Elefantes

El pasado 28 de noviembre las autoridades decomisaron de una galería de arte en San Diego, California, más de 300 piezas que tienen marfil de cuernos de elefantes o rinocerontes y que están valuadas en 1.3 millones de dólares.

El comercio de marfil quedó prohibido en 1989 bajo la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres, CITES, que es un acuerdo internacional concertado entre los gobiernos con la finalidad velar por que el comercio internacional de especímenes de animales y plantas silvestres no constituya una amenaza para su supervivencia.

El decomiso de San Diego se realizó con fundamento en una ley de 2016 que prohíbe en todo el estado de California la venta de artículos que tengan marfil, con el objetivo de acabar con la matanza de elefantes y rinocerontes y el tráfico de este material que es muy preciado en el arte y en la medicina tradicional china.

La ley exceptúa la venta de instrumentos musicales fabricados antes de 1975 y que contienen menos del 20 por ciento de marfil por volumen y de antigüedades que tengan menos del 5 por ciento de marfil. En este caso, el objeto debe tener documentación que respalde que tiene más de 100 años de antigüedad. Las instituciones educativas también quedan exceptuadas de la prohibición.

Hasta el momento, sólo los estados de California, Nevada, Oregon, Hawái, Nueva York, Nueva Jersey y Washington tienen leyes que prohíben completamente la venta de piezas con marfil.

Sobre este decomiso, el Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California, abrió una investigación a la Galería Carlton en La Jolla a principios de este año tras haber visto dos piezas de marfil del estilo Art Deco en el escaparate. Agentes encubiertos compararon algunos artículos expuestos por la galería para comprobar que contuvieran marfil.

Realizadas las comprobaciones, el 28 de noviembre se condujo el operativo en la galería y un almacén cercano, habiéndose decomisado la mercancía con valor de 1.3 millones de dólares. Los objetos fueron identificados por el agente Indiana Jones, un pastor alemán entrenado para detectar mediante el olfato productos ilegales de vida silvestre. Se trata del mayor operativo realizado desde la vigencia de la prohibición.

El dueño de la galería Victor Hyman Cohen, y un vendedor, fueron imputados por la venta ilegal de los artículos, delitos por los que podrían ser sentenciados a hasta un año de prisión y sancionados con multas de entre 1,000 y 40,000 dólares.

Mara Elliot, fiscal general de San Diego, declaró que espera que estas imputaciones “envíen un fuerte mensaje a quienes vendan o piensen en vender marfil en el mercado negro de San Diego”.

“Te encontraré y te perseguiré con todo el rigor de la ley”, concluyó la fiscal Elliot.

Más información theartnewspaper.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Additional information