Los productores Derek Anderson y Víctor Kubicek, propietarios de la empresa  Halcyon Holding Group,  están en bancarrota. Su activo más valioso son los derechos sobre el personaje interpretado por el gobernator, Arnold Schwarzenegger, Terminator.

Ellos adquirieron los derechos en 2007, irónicamente cuando la empresa C2 Pictures también se encontraba en bancarrota.

Sony Pictures aparentemente tiene interés en adquirir estos derechos, pero en cualquier caso la adquisición de los mismos deberá pasar por la autorización de un juez.

Al mismo tiempo, Halcyon esta sosteniendo un juicio en contra de Pacificor, una empresa que administra fondos de inversión. El tema de la disputa es el monto de un adeudo, Halcyon dice que son 4 millones de dólares mientras que Pacificor alega que son 32 millones.

Anderson y Kubicek  a su vez han demandado a un empleado de Pacificor, haciéndolo responsable de la bancarrota por impulsarlos en una serie de malas inversiones.

Halcyon espera que con la venta de los derechos de Terminator pueda cubrir todos sus adeudos.

Fuente Los Angeles Times

www.miabogadoenlinea.net