Jueves  17 de agosto  de 2017  7:33 am

Un refugiado sirio fue condenado a dos años por un tribunal alemán por intentar estafar al grupo terrorista Estado Islámico, habiendo solicitado a esa organización hasta 180,000 euros para perpetrar un ataque, aunque ni recibió el dinero ni realizó los ataques.

Australia ha endurecido tanto su política migratoria, dificultando en gran medida la obtención de visas de residencia permanente, de tal forma que ni una veterinaria irlandesa, cuya lengua materna es el inglés, ha logrado aprobar la prueba del idioma para obtener el mencionado estatus migratorio.

Honolulú se ha convertido en la primera gran ciudad de los Estados Unidos en prohibir a los peatones cruzar calles mientras llevan la vista clavada en aparatos electrónicos ya sea texteando, leyendo, jugando o usando cualquier otro servicio digital.

Un juez del Tribunal Superior de Londres concedió la razón a un millonario, propietario entre otras cosas del club de fútbol Newcastle, que fue demandado por un banquero por un supuesto acuerdo al que llegaron entre copa y copa en un pub londinense hace cuatro años.

En el norteño estado de Bihar, India, un funcionario del Servicio de Administración Indio, Kanwal Tanuj, está siendo cuestionado por las declaraciones que hizo en una población al haber dicho que quienes no pudieran pagar para construir baños en sus casas “deberían vender a sus esposas”.

En Arabia Saudita, un país de casi 33 millones de habitantes, se ha dado a conocer que los tribunales han ordenado a 3,652 hombres a pagar la pensión de alimentos debida a sus hijos y exesposas o esposas abandonadas.

Las autoridades sanitarias de Kuwait suspendieron de la práctica profesional por seis meses a un médico cirujano que subió a su perfil de Facebook un video en que practicaba una liposucción a una paciente semidesnuda.

En un caso que, aunque se cuente muchas veces no deja de ser sorprendente, una mujer acaba de ser encontrada por segunda vez, culpable de abuso sexual al haber fingido ser hombre y haber tenido relaciones sexuales con una amiga. Esta historia que parece una mala novela erótica se desarrolla ante los tribunales del Reino Unido.

La Cámara de Representantes del Congreso de Filipinas aprobó esta semana una iniciativa de ley que obliga a cantar el himno nacional y a hacerlo “con fervor”, imponiendo altas multas a quienes incumplan la disposición.

El pasado mes de abril, un juez en Wellington, Nueva Zelanda, falló a favor de unos padres que demandaron a su hija por no haberles pagado el préstamo que le hicieron, condenándola a pagar la deuda. La semana pasada el juez también coincidió con los padres y agregó a la deuda original los gastos legales.

Concretado el nuevo gobierno de coalición del Reino Unido, la reina Isabel II se dirigió esta semana al Parlamento para la lectura de su discurso en la Ceremonia de Apertura de ese órgano legislativo. En su trayecto al evento, sin embargo, fue reportada al 999 por no haber usado el cinturón de seguridad como lo exigen los reglamentos de tránsito.

Otras Noticias

Suscripción al Boletin